REDI celebra el fallo de la Corte Suprema de justicia de la Nación que obliga a reunificar una familia sin discriminación por motivos de discapacidad | REDI | Red por los Derechos de las Personas con Discapacidad
PRENSA | Comunicados
24 de Junio de 2016
REDI celebra el fallo de la Corte Suprema de justicia de la Nación que obliga a reunificar una familia sin discriminación por motivos de discapacidad

Buenos Aires, 9 de junio de 2016- La Red por los Derechos de las Personas con Discapacidad (REDI) celebra la sentencia dictada el martes pasado por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que obliga a que se restituya un niño a su madre con discapacidad. Se trata del caso de Marisa, una joven con discapacidad intelectual que vive en situación de pobreza, a quien una Jueza Nacional de Familia decidió separar de su hijo recién nacido porque, según la Trabajadora Social que los/as evaluó, el niño se encontraba en una "grave situación de vulnerabilidad", producto de la discapacidad de su madre.

A partir de un momento dado y hasta el día de la fecha, REDI acompaña y patrocina legalmente a Marisa en su reclamo ante la Justicia por la restitución de su hijo, un proceso que llevó más de dos años hasta llegar a obtener una sentencia firme.

Actualmente, el niño continúa institucionalizado en un hogar y, por decisión judicial, se encuentra en estado de adoptabilidad, pero conforme a lo decidido por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, deberá ser restituido a su madre.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación indica en la sentencia: "dispónese el reintegro de J.M.l. a su madre, con un proceso previo de adaptación", tras lo cual advierte que debe "instaurarse un monitoreo a cargo del organismo de aplicación que, de ser preciso, podrá adoptar las previsiones necesarias para garantizar los derechos del menor". De este modo, REDI espera que la restitución del niño implique que se les garanticen a Marisa y a su hijo los apoyos humanos y materiales necesarios para que pueda criarlo de la mejor manera posible, es decir, el acompañamiento adecuado y condiciones de vivienda dignas.

A la vez, REDI destaca la enorme importancia jurídica de este fallo, ya que sienta jurisprudencia en materia del ejercicio del derecho a la maternidad y paternidad de las personas con discapacidad. Es importante mencionar que en la actualidad existen otros casos similares, que aún se encuentran en la Justicia sin una sentencia definitiva. Luego de este fallo, se espera que su resolución vaya en el mismo sentido. Sin embargo, REDI advierte con preocupación la gran demora que tiene el desarrollo de estos trámites judiciales. Es importante mencionar que en el caso de Marisa, el largo tiempo transcurrido desde que se la separó de su hijo le causó tanto a ella como al niño una situación de gran angustia y un gran perjuicio.

El derecho de las personas con discapacidad a formar una familia está contemplado en la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, que tiene rango constitucional en la Argentina. REDI celebra que se tenga en cuenta este tratado al momento de resolver un caso como éste, pero a la vez espera que a partir de ahora ningún/a niño/a sea alejado/a de sus padres por motivos de discapacidad.

REDI | Red por los Derechos de las Personas con Discapacidad